Tras 56 años, Canal Once apagó su señal analógica y se integró de lleno a la era digital

Ayer jueves 17 de diciembre, en punto de las 00:00 hrs., se apagó el transmisor analógico de Canal Once, en el Cerro del Chiquihuite, en la ciudad de México, con lo cual culminó una etapa que duró más de cinco décadas para la televisora del Instituto Politécnico Nacional (IPN), e inició una nueva era, donde nuestras señales serán sintonizadas por la audiencia a través de los canales digitales 11.1 y 11.2.

Durante el acto simbólico que la emisora realizó para este acontecimiento, el director general del IPN, Dr. Enrique Fernández Fassnacht, dijo que “el Politécnico siempre ha estado a la vanguardia en tecnología y, sin duda, este apagón analógico no sólo permitirá que se siga manteniendo en esa línea, sino que además con él se mejorará la transmisión de la señal de Canal Once, de tal suerte que ahora se podrán apreciar con mucha más nitidez algunos aspectos que pasaban desapercibidos con la señal analógica, sobre todo en lo que se refiere a contenidos de ciencia y tecnología”.

Asimismo, recordó que el IPN “ha formado parte fundamental del desarrollo de la televisión en México”, y equiparó el apagón analógico con el momento en que dieron inicio las transmisiones de Canal Once, el 2 de marzo de 1959; esto es, como un parteaguas en la historia de las telecomunicaciones en México



Por su parte, Jimena Saldaña, directora de la emisora, indicó que “este es un momento histórico. Realmente nos sentimos muy orgullosos, y hablo a nombre de todos los que trabajamos en Canal Once. Gracias al Instituto Politécnico Nacional estamos preparados para esta transición, y hoy iniciamos una nueva era, una era de multiprogramación donde los televidentes podrán disfrutar de las señales de 11.1 y 11.2 con la mejor calidad de audio y video”.

También destacó que “detrás del apagón analógico hay una gran cantidad de talento invertido, tanto del IPN como de Canal Once. De trabajo conjunto realizado con la debida antelación, para conseguir que la televisora se integrara de lleno, el día de hoy, a la era digital sin ninguna contingencia, en tiempo y forma, conforme al mandato constitucional”.

Finalmente, Óscar Baldenebro, director de Ingeniería de Canal Once y uno de los decanos de la emisora, fue el encargado de desactivar el switch analógico en el Cerro del Chiquihuite. Al hacerlo recordó que “en Canal Once fuimos los primeros en llegar a este punto de la ciudad, cuyas condiciones inmejorables lo han convertido en un lugar de referencia para la transmisión de señales de radio y de televisión”.

Este acto simbólico representó un reconocimiento a todos los trabajadores y las personalidades que han contribuido para que Canal Once tenga el prestigio con el que actualmente cuenta a nivel nacional e internacional.






Previous
Next Post »

PUBLICAR COMENTARIO